Clubs de compras para la vuelta al cole.

Septiembre es para el ahorro en los clubs de compras para empleados

Con el regreso a la rutina, la vuelta al cole y la oficina, el rentrée como buscan denominarlo actualmente, se transforma en emociones confrontadas entre la ilusión por un nuevo comienzo y el lastre por el dinero gastado y la inversión  que supone septiembre. Son momentos para plantearse de nuevo la importancia del ahorro en el corto y en el largo plazo y, por ello, acudir a los canales de ahorro que estén a nuestro alcance. Hace tiempo que se generalizó el uso de clubs de compras privadas en los que poder acceder a interesantes productos y reconocidas marcas a precios exclusivos, la mayoría de ellos limitados a un período de tiempo.

Pero los clubs de compras son una realidad mucho más extensa que, manteniendo su premisa en la oportunidad de realizar compras a menor precio, evoluciona hacia el ahorro en los productos y servicios de uso cotidiano.

Los clubs de compras temáticos dejan un gran espacio para los clubs generalistas en los que el ahorro es posible en cualquier área (de viajes a alimentación pasando por electrónica, salud, moda…). Cada día un mayor número de empresas ofrece a sus empleados la posibilidad de formar parte de uno de ellos y comenzar a ahorrarhaciendo de esta práctica mucho más que una moda otoñal.

Así los clubs de ahorro para empleados, que también pueden extenderse y personalizarse para los clientes de la empresa, se configuran dentro de los benefits que recibe el trabajador y son percibidos como una gran ventaja diferencial. Si atendemos a los datos publicados por MetLife el 50% de los empleados cita los benefits como una razón importante para continuar en su empresa, el mismo portal recalca que un 44% de los empleados dicen que los beneficios personalizados para satisfacer sus necesidades aumentarían su lealtad. De hecho, la American Management Association afirma que el 33% de los altos cargos creen que la lealtad de los empleados tiene una relación directa con los beneficios que se les ofrecen.

El ahorro a través de un club personalizado aúna el comercio de proximidad y las grandes marcas a través de plataformas diseñadas para la comodidad del usuario y la búsqueda rápida de sus necesidades o sus productos deseados. Su uso conlleva grandes ventajas; en épocas de incremento del consumo, como  la Navidad, el ahorro puede alcanzar los 400 euros.

Con esta premisa el empleado toma conciencia de la participación en el club de ahorro y el boca oreja se hace una realidad dentro de la entidad en la que las compras y los descuentos facilitan el día a día del trabajador aportando en todo momento un beneficio de utilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *